Programa Para Compartir Sabiduría de LHACC/LHACC’s Sharing Wisdom Program

Bingo, Dominó, risas e historias compartidas – si uno se detiene por el Centro Comunitario Hispano Latino (LHACC) en cualquier Miércoles, estas son algunas de las cosas que van a experimentar.

“Pueden tener más de 55, pero son jóvenes de corazón, y esperan para verse unos los otros cada semana,” dice Gloria Vázquez Merrick, directora ejecutiva y creadora del programa Compartiendo la Sabiduría, una plataforma semanal de LHACC diseñada para clientes de la tercera edad.

Los miembros de LHACC ayudan a los mayores y a las poblaciones de adultos a tomar las decisiones adecuadas que mejorarán su salud y bienestar al educarlos acerca de los alimentos y nutrición, la prevención del cáncer, asuntos de la vivienda (como sus derechos como inquilinos), utilizando líneas de “ayuda” en español, que les ayuda evitando estafas, a la violencia doméstica y mucho más.

Las sesiones son en español y también en Inglés, si es necesario.

Las personas de la tercera edad son una parte integral de la comunidad,  muchos de ellos están a cargo del cuidado personal de sus cónyuges, algunos de ellos viviendo con una discapacidad o viven con sus hijos o nietos.

Una participante frecuente del programa compartiendo sabiduría llamada Rosie afirma, “Espero venir aquí todos los miércoles. Es una diversión agradable mejor que estar en casa sin hacer nada. Aquí puedo venir a aprender, a compartir recuerdos y sentirme como parte de una comunidad más grande aquí en LHACC.”

Cuando llegué, los vi leyendo, jugando juegos, decorando su árbol de Navidad (una donación del Metro Bank) cocinando y horneando para las fiestas y celebraciones.

Según Merrick, “No importa lo que hacen cuando vienen aquí.  Siempre hay un sentimiento de inclusión y de convivencia.”

Con la ayuda de los comisionados del Condado de Dauphin, la Ciudad de Harrisburg y patrocinadores corporativos, el programa de LHACC compartiendo la sabiduría está haciendo una diferencia en las vidas de los Latinos de la tercera edad que viven localmente.

 

Bingo, dominoes, laughter and sharing stories – if one stops by the Latino Hispanic Community Center (LHACC) on any given Wednesday, these are some of the things they would experience.

“They may be over 55, but they are young at heart, and they look forward to seeing each other every week,” says Gloria Vázquez Merrick, executive director and creator of the Sharing Wisdom program, a weekly platform designed for LHACC’s older clients.

Members of LHACC help the Latino senior citizens and adult populations make the right choices and decisions that will improve their health and well-being by educating them about food and nutrition, cancer prevention, housing matters (such as their rights as tenants), using company Spanish help lines, avoiding scams, domestic violence and so much more. Sessions are held in Spanish and also in English, if needed.

The seniors are an integral part of the community, as many are caretakers for their spouses, are themselves living with a disability or are living with their children or grandchildren.

One frequent participant of the Sharing Wisdom program named Rosie states, “I look forward to coming here every Wednesday. It’s a nice diversion from being at home with nothing to do. Here I can come learn, share memories and feel like a part of a larger community here at LHACC.”

When I dropped in, I witnessed seniors reading, playing games, decorating their Christmas tree (a donation from Metro Bank) and cooking and baking for the holidays.

According to Merrick, “It doesn’t matter what they do when they come here.  There’s always a feeling of inclusion and togetherness.”

With the help of the Dauphin County Commissioners, the City of Harrisburg and dedicated corporate sponsors, LHACC’s Sharing Wisdom program is making a difference in the lives of local Latino seniors.

Ali Waxman

You must be logged in to post a comment Login